Categorías

Presupuesto Online

Teléfono contacto

Cuándo me llegará el pedido

Regalos

Google 360º

Google 360º

OCB

OCB

Mostrando 1 - 3 de 3 items

Ninguna buena cosecha se puede dar por concluida hasta que te lías el primer cigarrillo de tu yerba casera. Claro que tienes muchas opciones de consumir con orgullo lo que tanto tiempo y esfuerzo te ha costado conseguir. Pero una de las formas más seguras y de mayor calidad es utilizando los filtros y papelillos de la marca OCB.


El papel OCB, cuyo distintivo es reconocible en los estancos de todo el mundo, se fabrica a partir de fibras de madera, lino y cáñamo especialmente seleccionadas para ofrecer un producto final que se caracteriza por su finura, transparencia y manipulabilidad. Una combinación de factores ideal para la obtención del cigarrillo perfecto.


Un papel de fumar con mucha historia


Las siglas OCB tienen a sus espaldas muchas décadas de tradición papelera. El origen remoto de esta marca francesa de filtros y papelillos se remonta a 1822, año en el que se inauguró la primera papelera de la firma en Odet. Años después se abriría otra fábrica en Cascadec. La primera letra de estas dos localizaciones junto a la inicial de la familia Bolloré, propietaria del negocio, dio lugar al nombre de la popular marca que ha llegado hasta nuestros días: OCB.


Seis generaciones después de su fundación, los productos OCB siguen siendo los favoritos de cientos de fumadores en todo el mundo que saben valorar la importancia de los pequeños detalles a la hora de disfrutar de una buena calada.


Dime cómo fumas y te diré cómo eres


Su nombre no es el único distintivo de la marca. Si por algo se caracterizan los productos OCB y en particular sus papeles de liar es por la gran variedad de materiales, texturas y grosores que ofrece la marca.


Aunque los más populares son los de la gama OCB Premium (los del clásico envoltorio negro con logo plateado), hay un papelillo OCB para cada tipo de fumador. Los más ecofriendly utilizan papelillos OCB Cáñamo Bio porque están fabricados con papel orgánico y sin blanquear, el OCB Virgin, papel virgen y sin blanquear o el OCB Verde, impreso con tintas vegetales y con un embalaje reciclable.


Lo dedos más ágiles prefieren los OCB X-pert, papeles tan finos y manejables que es como fumar directamente del aire o el OCB Ultimate, ligero y traslúcido. Y para aquellos obsesionados con las texturas la marca se reserva las líneas OCB Blanco y Naranja, fabricadas con puro lino y arábiga natural.